Colegio Alberto Hurtado -VILLARRICA - Región de la Araucanía
Título iniciativa: Proyecto de ley: Regulación y subvención en el uso de la leña y sus derivados


Es una realidad que durante el invierno en las ciudades del sur de Chile la contaminación producida por las diferentes estufas a leña causa problemas en la calidad de vida. En el texto Política de uso de la leña y sus derivados para calefacción (2015) el Ministerio de Energía expone la necesidad de una regulación para el uso de la leña Con el fin de desarrollar un marco jurídico que fomente el uso sustentable de la leña (Pág. 32). Autores como Nicolás Schiappacasse, Carlos Chávez, Walter Gómez y Sandra Briceño; dan opciones al manejo sustentable para optimizar el uso de este combustible reduciendo considerablemente el impacto contaminante y las consecuencias en la calidad de vida de la población del centro sur de Chile. Se debe subvencionar el uso de derivados de la leña como el pellet, así también la aislación de los hogares y el secado de la leña. Es una iniciativa realista, urgente y aplicable en un corto plazo. En definitiva un problema que no podemos seguir omitiendo.

En lo inmediato es irreal pensar en otro tipo de energía para calefaccionar, ya que se aleja del presupuesto de la mayoría de la población. Por tanto, si desarrollamos un uso adecuado a la leña, considerando lo propuesto, podemos mejorar significativamente el problema de la contaminación y los efectos que esto genera los meses más fríos del año. Es también un acto de justicia para innumerables familias vulnerables y de clase media que no pueden acceder a leña seca, ni a su correcta utilización.

1. Necesidad de un estamento regulatorio.

Es necesaria la creación de un estamento que regule el uso de la leña, así también la subvención que se aplicaría. Esta institución sería la encargada de administrar la subvención para la aislación térmica de los hogares, las plantas de secado y principalmente la fiscalización del correcto uso de la leña en los hogares.

2. Enfermedades respiratorias producidas por el mal uso de la leña.

En las ciudades de Temuco y Puerto Montt se han registrado las incidencias más altas de enfermedades respiratorias como la bronquitis crónica y una incidencia significativamente más de alta enfermedades cardiovasculares en las personas mayores durante los meses de invierno, esto se debe a las bajas temperaturas dentro del hogar. Según estudios, las temperaturas dentro del hogar deben estar entre 18ºC y 21ºC, pero un estudio realizado en las ciudades de Concepción y Puerto Montt dice que las temperaturas en estas oscilan entre los 14,3ºC y 16,5ºC esto se debe a la alta demanda que existe por la leña y no todos pueden comprarla. Todos merecemos vivir dignamente sin preocuparnos si nos da cáncer a partir de nuestra calefacción, por eso debemos mejorar el uso de la leña ahora para no sufrir las consecuencias en el futuro. Recordemos que nuestras ciudades crecen de manera exponencial y si ahora son 10.000 casas en algunos años más serán 100.000, por tanto estarán creciendo nuestras probabilidades de contraer enfermedades irreversibles.
3. Subvención para la aislación térmica de las casas.

Una de las principales problemáticas causantes de la contaminación reside en la insuficiente aislación térmica de los hogares. Muchas familias en Chile de bajos recursos se ven afectados ya sea por la adquisición de casas que no han sido óptimamente construidas o simplemente porque no pueden terminar de construir bien sus hogares de manera que garantice una buena aislación contra las bajas temperaturas.
Debido a esto, familias de los lugares más fríos y vulnerables de Chile se ven en la obligación de adquirir leña para alimentar sus estufas. La leña verde es específicamente atractiva debido a su bajo costo. Combustibles de calidad para la calefacción resultan sumamente caros, y el precio tiende a aumentar a medida que pasan los años y los recursos se comienzan a acabar.
La emanación del humo de la leña verde hacia la atmósfera ha causado un ambiente de polución, con especial énfasis en los lugares del sur de Chile, centrándose en un sector más vulnerable. Ciudades grandes como Temuco, además de las pequeñas como Pucón y Villarrica, se están viendo visiblemente afectadas por este fenómeno, teniendo mayor visibilidad en momentos como el amanecer y el atardecer.
El problema principal de esta contaminación pareciera recaer en la población, puesto que un ambiente con gases en el aire traerá un efecto a largo plazo en todos los habitantes de la zona lacustre por ejemplo, y no sólo de ella, también de todos los lugares donde el acceso a combustibles relativamente estables y de baja contaminación se hace complejo.
Nicolas Schiappacasse, eminente Doctor en Ciencias Químicas, decidió estudiar la evolución de este fenómeno, tomando como referencia la ciudad de Valdivia, también afectada. El análisis arrojó que 93% de la población sabe distinguir entre leña seca y húmeda o verde, mas lo niveles de polución se mantienen.
El planteamiento de nuestra ley, incluye una subvención especial para las personas del quintil más vulnerable de nuestro país, que mantengan un bajo ingreso per capita por familia. Los organismos competentes deberán realizar el respectivo análisis de la situación familiar y así decidir si le corresponde la adquisición de la subvención. Cabe destacar nuevamente que sólo se entregará para la mejora de la aislación térmica de la casa, con el propósito de que el dueño(a) destine los dineros a cubrir las falencias de construcción que no permitan una óptima calefacción dentro del hogar.

4. Derivados de la leña y centros de sacado.
El uso de la leña es parte de la cultura y forma de vida del sur de Chile. Más del 74% de la población del sur del país usa leña, estamos hablando de 7 millones de personas. Más del 90% de las familias de la región usa leña, pero lamentablemente por la costumbre y poca formalización del mercado, el mal uso de la leña ha provocado contaminación y degradación del bosque nativo que son 2 aspectos negativos que son necesarios mejorar respecto a esta problemática social y medioambiental. Por lo que es necesario crear una política de leña y sus derivados. Se deben incorporar centros de secado de leña para que este combustible sea el adecuado. Subvencionar el uso del pellet y la compra de estufas que utilicen este producto, ayudará a la descontaminación de las ciudades del centro-sur de Chile. Esto debemos fomentar.